Estoy enamorada de este poema

aunque no sé tocarlo

las letras me ruegan, imploran

que las ordene y que las reuna

aunque no soy buena en el contacto

las amo en secreto

mirando sus formas y atajos.

                    me miran penosas

                   observan mi falta e hilacha

                   se enturbian con mi ardor absurdo

                    compadecen mi sin sentido

                    alivian mi garganta.

¿y el amor?

los poemas entonces.