Me lancé a la tarea de traducir los dos primeros poemas de “Decreation” de Anne Carson: Sleepchains y Sunday.  Soy muy mala con estas introducciones pero si quieren comentarme si les gustaron, me harían muy feliz.  No soy traductora (aunque era una de las carreras que me habría gustado estudiar) así que puede tener sus fallas.  Si los encuentran, también pueden decirmelo. Allá van:

CADENAS PARA DORMIR

Quién puede dormir cuando ella—

a cientos de kilómetros de distancia siento esa larga respiración

que abanica lo que queda de su cubierta.

Cicatriz por cicatriz

todos los vínculos

suenan una vez.

Acá vamos, mamá, en el océano abandonado de barcos.

Qué lástima para nosotras, qué lástima para el océano, acá vamos.


DOMINGO

Mis trapos limpios flamean en un serio atardecer gris.

La hora de la cena, un viento más frío.

Las hojas se amontonan un poco.

Las luces de la cocina se prenden.

Los pequeños esponjosos misterios de la tarde empiezan a abrirse.

Es hora de llamar a mamá.

Dejálo sonar:

Seis.

Siete.

Ocho – ella

levanta el teléfono, espera.

Debajo de las distancias ahuecadas están los ratones de campo que corretean tan secamente.

***

(Dedicados a Cata Reggiani y Diego Torres. Ellos sabrán porqué)