Tomate un segundo para respirarme.

Tomate un segundo para mimarme.

Tomate un tiempo para encontrarme.

Y tres para abrazarme.

Ese tiempo perdido, dejado al azar

serás de todo lo que te rodea.

Este es mío.

Sellaras una sonrisa en la mía.

Letargos, bohemias, valentías.

Ser esencia en tus ojos.

Tu tacto.

Tu voz.

Ser tus sentidos

Segundos de emociones,

Ligando sus tramas

Letras con silencios y ruidos.

Tomate un segundo de

Mi personaje elegido.

El que este en tus

manos.

Entre tus dedos.

Porque este segundo…

Este segundo es mío.

Segundo en que soy tuya

Y tú mío.

El segundo que soy tu libro.